Todo por ellos

Y parece que no haces nada. Se me ocurrió cambiar un servidor de dominio a otro. Una operación que entre varios reinicios sólo debe llevar unos 40 minutos máximo; pues este me llevo desde las 21h hasta las 2h30. La ley de Murphy nació de la informática. Si tienes prisa o piensas que no debe dar ningún problema… la has cagao. Total, llegas agotado a casa. El despertador suena a las 7h30. Vas al curre hecho polvo. Te miran la cara y piensan “¿ y este tio de qué está tan cansado y quejicoso ? ¡sino ha hecho nada nuevo!”. “Es que he quitado un último controlador de dominio para meterlo como secundario del otro y tuve problemas al no tener bien configurado las DNS ni las puertas de enlace. Además me tuve que crear usuarios nuevos en local, para que algunas aplicaciones siguieran funcionando, y no recordaba sus parámetros.”

“Ahhh..”. Pues eso. Que casi seis horas nocturnas, después de la jornada laboral, para el pecho. “Ahhh…Bueno, adiós”

Y es verdad, para ellos no he hecho nada nuevo. Era para mi. Para poder utilizar ese servidor como DFS. Para tener un backup de controlador de dominio, para liberar el actual de tanta carga, para poder sacar todo el tráfico de internet a través de otra puerta de enlace y liberar el router principal,…Todo para mi. Para que en caso de caída del servidor principal los “Ahhh..” no se enteren a penas.

Pero son cosas de la informática, que es muy desagradecida. Y lo peor es que todavía me quedan más horas nocturnas…Pero no pasa nada, las quito de sueño, de correr y de salud…todo por mis queridos usuarios.
Anuncios