Hablar para nada

El Boss regresa de una pausa vacacional. Me ve y me pregunta:

-¿Qué tal el sistema de adición de productos?

– Pues el sistema bien. El proceso el estipulado por los austríacos. Otra cosa es las pocas ganas que tiene la gente a realizarlo y querer aprenderlo. Por eso el resultado del proceso es malo.

-¿pero la gente ya sabe cómo hacerlo?

– Por lo que yo sé, aprendieron el primer dia que se instaló, yo se lo he recordado varias veces. Por fin recluté a Mr Heterogay para adoctrinarle y que enseñara a sus compañeros. Lo ha hecho y por lo visto todos lo han continuado unos días. Pero se han debido cansar y prefieren no hacerlo por lo que toca a Mr Sordo realizar el proceso alternativo y que requiere mucho más tiempo.

– Bueno, como vamos a ir a ver a otra empresa que lo hacen, pues a lo mejor podemos aprender.

-Pero esa empresa utiliza el mismo proceso.

– Ya pero veremos cómo la hacen ellos. 

Yo me callo por no insistir y parecer maleducado y me subo de hombros. Como siempre una llamada telefónica reclamando mis super-raros servicios, interrumpe la conversación de besugos. Me hace señas para despedirse mientras atiendo el teléfono y me dice

Pues habría que enseñar al personal cómo se hace el proceso!!

¿¿?¿!!!

Anuncios